sábado, 8 de abril de 2017

Apoyo la cabeza y siento la vibración 
en el cristal del bus.
Pienso 
que no soy suficiente,
que esto no es suficiente,
que mi cerebro
nunca soltará la brida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario